Skip to content

¿ Como Trabaja La Terapia Del Campo Magnetico ?

¿ Como Trabaja La Terapia Del Campo Magnetico ?


“El potencial curativo de los magnetos es posible debido a que el sistema nervioso del cuerpo humano es gobernado en parte, por patrones variantes de corrientes ionicas y campos electromagneticos,” reporta el Dr. Zimmerman. Hay numerosas formas de terapia con campos electromagnéticos, incluyendo campos magneticos estáticos producidos por magnetos naturales y artificiales, y campos magnéticos pulsátiles generados por dispositivos eléctricos. Los campos magneticos producidos por magnetos o dispositivos electromagnéticos son capaces de penetrar el cuerpo humano y pueden afectar el funcionamiento del sistema nervioso, organos y células. De acuerdo con William H. Philpott, M. D., of Chooctaw, Oklahoma, un autor e investigador biomágnetico, los campos electromagnéticos pueden estimular el metabolismo y aumentar la cantidad de oxígeno disponible para las células. Cuando son usados adecuadamente, la Terapia de campos electromagnéticos no tiene efectos secundarios dañinos. Todos los magnetos tienen dos polos: uno es llamado positivo y el otro negativo. Sin embargo, como existen métodos conflictivos para nombrar los polos de los mágnetos, un magnetómetro debe usarse como un método éstandar para determinación (si uno está usando una brújula para localizar los polos, la cabeza de la aguja marcada con “N” o “Norte” apuntará hacia el polo negativo del magneto). El Dr. Philpott y otros investigadores alegan que el polo negativo generalmente tiene un efecto calmante y ayuda a normalizar funciones metabólicas. En contraste, el polo positivo tiene un efecto estresante, y con una prolongada exposición puede interferir con el funcionamiento metabólico, produciendo acidez, reduciendo el abastecimiento de oxígeno en las células, e incitando la replica o microorganismos latentes. La fuerza de un magneto es medida en unidades de gauss (una unidad de medida de intensidad para el flujo magnético), o Tesla (1 tesla = 10,000 gauss), y cada dispositivo magnético tiene su capacidad en gauss dado por el fabricante. Sin embargo la fuerza actual del magneto en la superficie de la piel es usualmente mucho menor que éste número. Por ejemplo, un magneto de 4,000 gauss transmite cerca de 1,200 gauss al paciente. Los magnetos puestos en almohadas o camas produciran mucho menos cantidad de campo de fuerza en la superficie de la piel, porque la fuerza de un magneto disminuye rápidamente con la distancia.

¿Cómo son usados los Magnetos Terapéuticamente?

La terapia magnética puede ser aplicada en muchas formas, y los dispositivos varian desde simples magnetos a largas máquinas capaces de generar altas magnitudes de campos de fuerza (usados para tratar fracturas y pseudo-artrosis, una molestia en una articulación causada por un colapso nervioso). Las cobijas y camas magnéticas también han sido fabricadas con el propósito de mejorar el sueño y reducir el estrés. Ceramica diseñada especialmente, formas plásticas y nodymium (un raro elemento químico terrestre), los magnetos pueden ser colocados de forma individual o en grupos sobre varios organos del cuerpo humano, sobre nodulos linfaticos o sobre varios puntos de la cabeza. En Japón, pequeños magnetos Tai-ki han sido diseñados para estimular puntos de acupuntura, pero estos procesos todavía no han sido explorados por estudios clínicos. Los Dispositivos Magnéticos son bastante populares en Alemania, donde el uso de ciertos dispositivos es cubierto por seguros médicos. Después de que una simple instrucción es dada al paciente, estos dispositivos pueden ser utilizados en casa.

Condiciones Benéficas de la Terápia de Campos Magnéticos.

El tratamiento puede durar desde unos pocos minutos hasta madrugadas y dependiendo de la situación y severidad, puede aplicarse varias veces al día, semanalmente o mensualmente. Algunas veces, los resultados de la terapia magnética pueden ser un poco dramáticos, como en un caso citado por el Dr. Ludwig. Un señor de cuarenta y seis años había sufrido por varios años de una severa agitacion cardíaca, diarrea y nauseas. Ningún tratamiento parecía ayudarle, pero cuando un aplicador magnético con menos de un gauss de energía fue colocado sobre su plexo solar por sólo 3 minutos, sus síntomas cesaron inmediatamente. Dos años después, no ha vuelto a experimentar recaídas. En un caso descrito por el Dr. Philpott, un señor de setenta años quien había experimentado cirugía en el puente coronario continuaba sufriendo dolores en el corazón. Su caminado fue reduciendose a un arrastrar, su conversacion era enredada y vivía en un estado de depresión crónica. El decidió tratar las terapias magnéticas y un magneto plasti-forme fue puesto sobre su corazón. En un lapso de diez minutos, el dolor desapareció. Los magnetos fueron aplicados a la corona de su cabeza mientras dormía, y al cabo de un mes, su depresión desapareció, su voz volvió a estar clara y pudo volver a caminar sin ningún problema. En otros casos citados por el Dr. Philpott, los magnetos han ayudado a eliminar dolores dentales, eliminar enfermedades periodontales, y a erradicar infecciones a causa de hongos como la candidiasis. Las piedras de riñon y depósitos de calcio en tejidos inflamados han sido disueltos. La terapia Magnética ha demostrado ser particularmente efectiva a la hora de reducir la hinchazón y el edema. De acuerdo con el Dr. Philpott, ” Los síntomas de la arteriosclerosis cardíaca y la arteriosclerosis cerebral han sido observadas hasta que desaparecieron después de 6 a 8 semanas de exposición nocturna a un campo magnético estático negativo.”

Estrés

Un campo magnético negativo aplicado en la parte superior de la cabeza tiene un efecto calmante e induce sueño al cerebro y otras funciones corporales, debido a la estimulación de la producción de la hormonta melatonina, de acuerdo con el Dr. Philpott. se ha probado que la melatonina causa un efecto contra el estrés, contra la vejez , las infecciones y el cancer, y tiene control sobre la respiración y la producción de radicales libres. Un radical libre es una molécula altamente destructiva a la que le falta un electrón, y fácilmente reacciona con otras moléculas, esto puede llevar al envejecimiento de las células, al endurecimiento del tejido muscular, envejecimiento de la piel, y en general, a disminuir la eficiencia de la sintesis de proteína. Ya que hay literalmente cientos de enfermedades que están relacionadas con el estrés, infecciones, y la vejez, la terapia de campos electromagnéticos puede ser considerada una importante adicción en el tratamiento de éstas y los investigadores están actualmente estudiando su contribución.

drjorgebarros_firma